Actualidad y Publicaciones
18/07/2013
Riesgo País y Estudios Económicos

Problemas económicos de Brasil: ¿Alguna posibilidad de reactivación?

Problemas económicos de Brasil: ¿Alguna posibilidad de reactivación?

El arquetípico país emergente, Brasil pasó la prueba de la gran crisis de 2009 con éxito. Cuatro años después, las protestas sociales han comenzado a poner de manifiesto el fracaso de su modelo de crecimiento. A pesar de que la desigualdad está disminuyendo, sigue siendo significativa. Debido a la limitación del mercado laboral y a las principales deficiencias en la infraestructura, el famoso "coste de Brasil" a puesto una pesada carga sobre el rendimiento de las empresas.

 

 

PROBLEMAS ESTRUCTURALES QUE SE HAN VUELTO TEMA CANDENTE

El modelo de crecimiento de Brasil, que era impulsado por el consumo, se ha venido abajo. Brasil se encuentra en una situación paradójica con el crecimiento más bajo de todas las naciones BRIC (menos del 3% en 2013 frente al 4,8% de promedio de los países emergentes) y una persistente inflación.

Esta cuasi-estanflación, que es una de las causas del malestar social actual, se origina más en el "coste de Brasil" que en la política monetaria. Muchos de los problemas estructurales se están convirtiendo en problemas a corto plazo: la presión sobre el mercado laboral, la decepcionante productividad, la escasez de mano de obra cualificada, el significativo aumento del coste laboral unitario, la infraestructura luchando por mantenerse al día,...

"El remedio para la estanflación brasileña no se encuentra en la política económica, sino en las reformas de educación, salud e infraestructura. Esto también se alinea con las demandas provenientes de la indignada clase media, que ya no queda satisfecha con el mero consumismo. A pesar de que el presidente Dilma Rousseff afirma que va a responder a la situación, los resultados sólo se verán a largo plazo", dice Yves Zlotowski, Economista Jefe de Coface.

 

A PESAR DE LOS OBSTÁCULOS, BRASIL SIGUE SIENDO ATRACTIVO PARA LAS EMPRESAS

Como consecuencia del lento crecimiento y las altas tasas de interés, las empresas brasileñas se están viendo afectadas. En este contexto, sufren dificultades para pagar sus deudas y Coface ha registrado un fuerte aumento de las incidencias de pago en las empresas brasileñas. La cuestión del "coste de Brasil" es un obstáculo importante en varios sectores:

  • El aumento de la presión sobre los salarios está perjudicando la competitividad de laindustria química.
  • Los costes de energía están suponiendo una carga para laindustria del acero.
  • El bajo nivel de educación de los pequeños productoresagroalimentarioses un importante obstáculo para la adopción de nuevas tecnologías y el acceso a créditos subsidiados.

A pesar de estas debilidades, Brasil, calificado con A3 por Coface, es decir, al mismo nivel que China y Polonia, sigue siendo un mercado muy prometedor. El tejido empresarial brasileño tiene dos grandes ventajas. Primero: el firme apoyo de las autoridades, incluidas las medidas de proteccionismo y la reducción de impuestos en los sectores más sensibles. En segundo lugar: la resistencia de la demanda de la clase media, especialmente en dos áreas en las que están funcionando bien, laindustria automovilística, donde la inversión sigue siendo fuerte, y elcomercio minorista.

Contacto


COLOMBIA

Juan Carlos RODRIGUEZ
Marketing & Communications E..
Tel. : (+571) 6231631/32
Email: juan.rodriguez@coface.com

Parte superior
  • Spanish